Volver a página principal

más...

Paloma del Espíritu Santo

(Kopie 1)

Foto: © Dombauhütte Köln, Matz und Schenk
(Kopie 2)

En la escena de la Anunciación, la paloma del Espíritu Santo, que acompaña el anuncio del ángel, se cierne sobre la cabeza de la Virgen. Aunque la paloma representa a una de las figuras divinas de la Santísima Trinidad, no se ha utilizado una forma estilizada para enaltecerla, sino que aparece reproducida de manera muy naturalista como ave en vuelo. El carácter naturalista refuerza, así, la credibilidad del suceso milagroso. Stefan Lochner fue el primero en introducir este recurso estilístico en la pintura coloniense del siglo XV. En este sentido, influyeron en él Jan van Eyck y, tal vez, la pintura italiana del Renacimiento primitivo.

Dr. Rolf Lauer, historiador del arte

Vistas detalladas de esta imagen:
Retablo de los Patronos de la Ciudad, cerrado Jarrón de lirios de la Anunciación Cabeza del ángel de la Anunciación Cabeza de la Virgen de la Anunciación Broche del manto del ángel de la Anunciación
Paloma del Espíritu Santo Retablo de los Patronos de la Ciudad